jueves, 21 de enero de 2010

Preparación de un GPL de Cartrix.

Wenas!!! Hoy voy a explicar la preparación de mi GPL de Cartrix para competir en el campeonato que ha organizado mi amigo Alex en su tienda Egaraslot.

El reglamento es muy, pero que muy sencillo. Se corre con el coche estrictamente de serie y solo se admite cambiar el piñón por otro de latón con el mismo número de dientes y los tornillos que sujetan el coche, sin olvidarnos de quitar el imán claro.
Os preguntaréis entonces, que qué es lo que voy a explicar de la preparación si ya está todo dicho ....no?. El reglamento admite afinar el coche, que es lo que intentaré compartir para conseguir que nuestro GPL se mueva con más soltura por las pistas. Y recordar aquellos maravillosos años, cuando me inicié en este mundillo del slot y se corría con los Córdobas y Focus de SCX, y que para hacer que se movieran con un mínimo de soltura, había que trabajarlos de lo lindo..... qué años aquellos!!!


El primer paso a realizar es cambiar el piñón y posteriormente encintar el motor al chasis. A mí me gusta utilizar cinta plasto, pero se admite utilizar cola termofusible, pero en poquita cantidad, ya que si nos excedemos estaríamos lastrando el coche -algo que no le va mal pero que no está permitido- y cuanto más cerca esté de la zaga, mejor.

Una vez tenemos el motor encintado, pasamos a colocar la guía y los cables correctamente. Primero limaremos la guía para que no se clave y posteriormente colocaremos las trencillas en configuración simple. Los cables he optado por recortarlos y con un poquito de cinta plasto, hacer el autocentrado, además, evitaremos que los cables toquen el eje delantero.


Al tener que correr con el material de serie, una de las cosas que a mi más me preocupa es la correcta elección del eje trasero. Es de vital importancia que las llantas estén lo más bien posible. Así que de entre los coches que tengo por la vitrina, desmonto un par para ver si están las llantas más o menos centradas. Para saber si lo están o no, el método lo aprendí de un maestro de esto del slot, el gran Miquel Gubianas, pero en su libro también podréis encontrar algún truquillo para afinar la "guitarra". El método consiste en hacerse con dos reglas, o cualquier objeto con un filo largo. Es necesario que sean dos, ya que dejaremos rodar el eje sobre los dos cantos, de forma que, si una llanta está torcida se verá perfectamente. La solución es sencilla, la sustituimos por otra del eje delantero, o probamos con otro eje que ya esté desmontado para ver si está bien o no.


Una vez tenemos el eje que vamos a utilizar, pondremos una gotita de loctite en el interior de la llanta y procederemos a colocarla en su sitio. Como es más que evidente, con esto conseguiremos que la llanta no se nos salga en un golpe con algún compañero o en una salida de pista.


El siguiente paso es colocar el eje en el chasis y posteriormente encolar los cojinetes para evitar que el tren trasero tenga juego. Aquí se puede hacer alguna pirulilla (pero yo no las hago, que conste ajieajie ) y es con una lima de cola de rata (creo que se llama así) limar la parte superior de los soportes de los cojinetes. Esto no es nada más y nada menos que bajar el chasis al suelo, conseguir que el centro de gravedad del coche esté más bajo y, conseguir efecto imán con el motor. Evidentemente el comportamiento del coche se ve favorecido y se debe apreciar en el paso por curva, debería permitir derrapar más al coche en vez de levantar la pata.


Una vez tenemos el eje encolado, pasaremos a utilizar el "desgaste natural". En este caso, para conseguir que la corona y el piñón engranen, es necesario rodar mucho. Pero como no disponemos de tiempo como para rodar y rodar y que estas dos piezas se acoplen solas, lo aceleramos con la utilización del mechero. Consiste únicamente en poner el motor en marcha y a medida que rueda, acercaremos la llama del mechero a los dientes de la corona. Hay que ir con mucho cuidado de no pasarse con la exposición y nos carguemos la corona. Debemos acercar la llama durante un tiempo máximo de tres segundos, después alejaremos otros tres y acercaremos nuevamente. Con esto conseguimos que el plástico de la corona se reblandezca y se adapte a los dientes del piñón. Sabremos que ya hemos terminado cuando el ruido disminuya y veamos que al haber menos fricción, se ha acelerado el motor un poquito más.


El siguiente paso es hacer que las llantas estén lo más equilibradas posible. Para eso, nos ayudaremos de una cuchilla de un cutter. Con el motor en marcha a muy baja revolución, colocaremos la cuchilla sobre el tren trasero, presionando ligeramente, de forma que las posibles deformaciones de la llanta, rebabas y demás sean limadas. Con esto conseguiremos que la llanta quede plana y que al colocar los neumáticos el coche no rebote y mejore su conducción.


En el tren delantero no hay mucho que hacer, se deja como está y punto. El trabajo está en el neumático. En este caso es aconsejable desgastar el neumático al máximo, así conseguiremos que el coche apoye lo mínimo (recordemos que debe tocar con las cuatro ruedas en descanso en la pista). Una vez está ajustado, pasaremos un (o dos o tres) gotita de loctite bien repartida sobre la superficie del neumático, justo donde apoya en la pista. El loctite al secarse crea una fina capa/película, endurece la goma y la deja sin ‘grip’ o agarre. Así que cuando el coche apoye de delante conseguiremos que por el exceso de grip nos marque un recto, que perdone más cuando entramos colados en una curva y la conducción sea más segura, que es de lo que se trata.


Por último, cambiaremos los tornillos por unos métricos, con el cuello liso, para que bascule el coche y limar rebabas. Con unas gotitas de aceite en los cojinetes y grasa en la corona doy por finalizada la preparación de hoy.



Adeu y gassssss

5 comentarios:

DEMO dijo...

Fantástico turorial Joan, magnífico.

Partiendo de un 100% serie lo dejas en un 98% serie y afinado. Cómo la parte central (o garganta) pierde color "natural" y toma uno más blanquecino. Seguiré tus consejos, paso a paso, y sin pasarme con la cola :)

Muchas gracias por ella, por la sencillez con la que lo explicas y por las fotos, muy bueno todo!!

Salud

Waskalas dijo...

Excelente tutorial amigo.

Anda que no hay que tener cuidado con la lima en los soportes de los cojinetes, como te descuides un poco... En fin hay gente que le pone un poco de "agregado" debajo de los cojinetes para elevar un poco el eje. En fin...cada maestrillo... Y con la cuchilla y las llantas también hay que ser muy cuidadoso, ya que si cuando pones la cuchilla no lo haces completamente en horizontal...

En fin, Joan, buenos trucos, muy buenos y muy sencillos y ademas aplicables, no solo a este modelo.

Claudio B. dijo...

Genial en todo, muy sencillo y con fotos excelentes.

¿No te tocan los cables con el morro? Los neumáticos si no son de serie cuáles le podrían servir.

Gracias por este magnífico blog, de lo mejorcito.

Joan-er-cunyao dijo...

Wenas!!! Gracias compañeros por los comentarios, se agradecen!!!
Compañero Claudio, los cables están algo recortados, aún así no tocaban cuando hice la foto (los corté después), y el celo hace que estén más planos por debajo del eje delantero y se levanten menos.
En el mercado podrás encontrar neumáticos de repuesto, de la marca mitoos, en esta teinda los puedes encontrar...
http://www.egaraslot.com/slot/product_info.php?manufacturers_id=91&products_id=16984

Espero haberte ayudado.
Adeu y gasssss

álex dijo...

Qué recuerdos, Cunyaooooo!!!!... anda que no hemos utilizado veces esta preparación..... era la básica en los Grupo N y en los 1600!!!!

Igual meto la pata, porque ya sabes que llevo alejado un tiempo de la "competi", pero ¿deja el reglamento que bascule la carrocería?

Y otra cosa a añadir: en cada tanda muuuuuuucho aceite en los cojinetes delanteros...

Felicidades por el pedazo blog, Joan. Un abrazote y saluda a mi tocayo Álex.