viernes, 17 de septiembre de 2010

S. Moss Vs K. Kling

Wenas!!!! Cuando aparecieron en el mercado las llantas de radios clásicas de Mitoos, yo ya me estaba imaginando a uno de mis coches preferidos montándolas. No es otro que la Mercedes W196 #6 del gran e inigualable Sir S. Moss. Sin duda alguna la calidad de estas fantásticas llantas de aluminio calibradas realzan la belleza del monoplaza, pero.... será más competitivo en pista.

El contrincante contra el que se tendrá que enfrentar el piloto inglés no es otro que el germano K. Kling, y como no podía ser de otra manera, montando también una de las flechas de plata que dominó la categoría reina automovilística a mediados de los años 50.


Kling dispone del material de serie de la Alicantina Cartrix, pero como expliqué aquí, está preparado para competir, seleccioné el mejor material entre la quincena de coches de mi vitrina para conseguir prepararlo a fondo. Y como es costumbre, le apliqué el "desgaste natural".


Por contra, la Mercedes de Moss dispone del material más "avanzado" en competición, como no podía ser de otra manera, que es el siguiente:
1-Ejes calibrados Slot.it de 44mm
2-Llantas calibradas de aluminio Mitoos.
3-Corona Slot.it de 25 d (igual que la original)
4-Piñón de latón de 9 d (igual que el original)
5-Tornillos métricos MB.


El primer problema que me he encontrado es que la corona Slot.it roza en el chasis, así que he cogido la lima de uñas y he "desgastado" un poquito para evitar ese roce que dificultaba el movimiento. Una vez solucionado el problema he encolado los cojinetes para evitar movimientos en el tren trasero que comprometerían su correcto funcionamiento.
Además, he continuado con el procedimiento habitual a la hora de preparar un coche, encintado del motor, colocar aceite en los cojinetes, grasa en la corona, poner las trencillas dobles en simples, etc...


Como se puede ver en el tren delantero, el eje Slot.it de 44 mm le va perfectamente, como un guante, al igual que en el tren trasero.


Los dos púgiles están dispuestos para enfrentarse en el largo circuito de G.a.s.S. solo queda el 'pesado' de rigor de los coches para que la báscula nos muestre la diferencia entre ambos. A priori, o mejor dicho, a 'pulso' el Mercedes pilotado por Moss es más pesado, algo que, unido al material calibrado, debe ser suficiente para marcar diferencias a favor del rey sin corona.
Pero hasta que no los meta en pista, no se sabrá.

Me dejaba un detalle, para la prueba, espero contar con la colaboración del maestro escalextrista Miquel Criado, así disfrutaremos de nuestros piques con estas dos preciosidades de coches.
Algunos 'entendidos' en la materia pensarán que estoy loco por hacerle lo que le he hecho a estos dos coches, los cuales, su cotización en el mercado slotero ha subido, en especial el de Moss. Pero como bien dice mi amigo Demo, los coches son para jugar y hay que meterlos en pista. Y así haré. En breve compartiré el resultado de la prueba y sacaré las pertinentes conclusiones.

Adeu y gassssssssss

3 comentarios:

DEMO dijo...

Qué bueno Joan..., por fin vamos a comprobar si estos pequeños dan guerra con material puturrú o dan casi la misma guerra.

La cotización sube, mientras no metas la tarjeta en pista... jejeje...

Buena entrada y fotos Joan.

Un abrazo!!

Miguel Gómez dijo...

Estoy deseando ver cual es el veredicto jeje, a ver si realmente merece la pena desembolsar el dinero en material calibrado en estos bichillos volantes.

Saludos

José Marques dijo...

Fantástico blog.
Echa un vistazo a mi blog: http://go-slot.blogspot.com